sábado, 2 de junio de 2012

Sobre Escolar y Cuadri.






5 comentarios:

DocGaliana dijo...

Es algo que no entiendo y que sólo pasa en Madrid, gente que no para de enviar mensajes a la afición madrileña y que a las corridas va a ver qué dicen "los del 7" y no a ver qué ocurre en el ruedo, luego eso sí son todos defensores de la fiesta.

Jote dijo...

No DocGaliana.

Llevo abonado en Madrid años. Lo que pasa es que una minoría. OJO, digo una minoría quiere hacer de la fiesta SU fiesta, y eso no puede ser. Llegan a influir y desarmar faenas a toreros aprovechando el silencio respetuoso de miles de personas. Este año podríamos preguntar a César Jiménez, Manzanares, Perera...

Hay una frase de Iván en su entrada anterior con la que me identifico y debería ser la tónica de todos.

"...tengo la inmensa suerte de que me emocione lo mismo viendo a Morante ante un Cuvillo, que a Javier Castaño frente a uno de Miura..."

La Tauromaquia no es torista ni torerista, mucha más unión hace falta. Los antis riendo y organizados mientras nosotros discutimos... Una pena.

Todo esto desde el respeto, eh? DocGaliana.
Un Saludo a ambos!!

DocGaliana dijo...

Decía el Maestro Esplá, ser torerista o torista es ir con un ojo tapado a la plaza, y eso es verdad.

No puede ser que a esa minoría se le de tanta atención. No tiene sentido ni lógica. Y tampoco tiene sentido que muchas veces se atribuya el comportamiento o las opiniones de ese grupo al conjunto de los aficionados venteños.

No tiene sentido que algunas crónicas vayan dirigidas a criticar lo que digan cuatro voceros alcoholizados.

Tampoco lo tiene que sean constantes las críticas a las opiniones de la Plaza, algo que no ocurre en otros lugares.

En fin, que no lo sé, pero cuando leo muchas críticas y reseñas, creo que muchos van a tirar piedras a Las Ventas con la excusa de que se las están tirando a los cuatro voceros de siempre.

Saludos!

Anónimo dijo...

¡Qué vas a esperar de los taurinos!

Sin ser del 7 estoy de acuerdo en muchas de sus protestas, que se equivocan en la forma es cierto, pero en el fondo dicen de viva voz lo que muchos otros pensamos y que también callamos por respeto.

Se supone que debemos aplaudir cuando un matador recibe a mantazos al toro sin saber qué hacer, para dónde llevarlo ni qué objetivo tiene ese tiempo muerto antes de entrar al peto. Se supone que debemos callarnos si el picador cita al toro donde le da la gana o si sale fuera de las rayas. Se supone que debemos callar cuando a un toro se le pica trasero, tapándole la salida y barrenando. Se supone que debemos callarnos cuando un toro no tiene un mínimo de fuerzas para soportar una lidia mínimamente exigente y vemos cómo la cuadrilla no le baja la mano para que no lo cambie el presidente (a eso yo lo llamo robo). Se supone que no debemos protestar si vemos que no hacen los quites en banderillas y dejan vendidos a sus compañeros. Se supone que da igual la colocación del torero, da igual si se los pasa cerca o a dos metros, da igual si torea en un palmo de terreno o si pega carreritas entre muletazos. Se supone que si mete la espada hasta el fondo da igual donde se haya producido el sablazo, el caso es que el toro caiga. Se supone que debemos aplaudir cuando entra la espada aunque el matador se haya salido descaradamente de la suerte. Se supone que también debemos callarnos cuando la cuadrilla se dedica a dar vueltas al toro moribundo para que caiga antes.

Claro, es que somos unos reventadores. Pues oiga, que aquí nadie obliga a ningún matador a venir a Madrid y saben de sobra cómo Madrid quiere que se hagan las cosas. Si no quieren o no pueden venir que dejen paso a otros (¿por qué cojones no está Valentín Mingo en los carteles?).

Por último, sobre Perera. Me pareció una vergüenza las declaraciones que hicieron él y José Antonio Del Moral en Radio Intereconomía cuando dijeron que Madrid le protestó en su encerrona porque había estado mucho tiempo en la enfermería e hizo esperar al público. OIGAN USTEDES, MADRID PROTESTO PORQUE NO QUIERE QUE UN TORERO HERIDO SE PONGA DELANTE DE UN TORO. Encima miran por su salud y luego ponen a la afición a caldo.

Saludos
J.Carlos

Diego Cervera Garcia dijo...

Iván:
Yo voy a tener mas respeto que esos señores que han dejado sus comentarios en twitter, dado a que tengo un programa de radio y intento ser bastante plural y navegar entre las aguas del torismo y el torerismo.
Todo el mundo sabe cuales son mis preferencias ganaderas y cuales son los toreros por lo que me inclino, pero eso no quita a que tenga que tirar por tierra otras ganaderias o encastes si funcionan bien, o mejor dicho, no tengo que tirar por tierra los hierros del encaste Domecq que si funcionan.

Las palabras de esos señores, me causan indiferencia.

Un abrazo