sábado, 9 de enero de 2010

Las injusticias.


A día de hoy sigo admirando esta foto.
Es la imagen de la derrota o del triunfo según se mire.
Es la grandeza de salir a pie de una plaza de toros.
Parece mentira que un novillero como Valentín Mingo tenga que irse a Francia, como hizo este año, a torear la de Moreno Silva, mientras Madrid está metiendo novilleros que no dicen absolutamente nada y dejan de lado a este chaval que hizo lo más valiente que se recuerda en años en Las Ventas, lidiando 5 novillos de un encierro que mandó a tres para la enfermería.
Por si no lo recuerdan, que creo que va a ser que sí, fue en la MAGNÍFICA novillada de Moreno Silva que desarrolló casta a raudales y tomó, nada menos que diecinueve varas. Este chaval es el mismo que hace años también estoqueó una encastada novillada de Bucaré.
Ahora les propongo algo:
Cierren los ojos e imagínense metidos en el ruedo venteño con un encierro de Moreno Silva en los chiqueros y sin apenas torear nada.
¿Acojona verdad?
Pues yo creo que muy a pesar de todo a Mingo, le acojona más verse sin torear en esa plaza que tan poco le ha sabido valorar.
No tuve la suerte de ver la novillada en directo pero si la oportunidad de verla en video y puedo afirmar que es de lo mejor que he visto en mi vida.
Si yo he mirado mil veces esta foto, ¿cuántas lo habrá hecho el TORERO?
Supongo que se habrá preguntado que tantas fatigas ¿para qué?
Lo peor de todo es que el tiempo pasa muy rápido y chavales como este se quedan en el anonimato.
No para mi, que seguiré admirando a este chaval toda una vida.
Ojalá algún día ocupe otro lugar en el escalafón y que las injusticias no hagan mella en su persona y mucho menos en su profesión.
La entrada de hoy toda para Valentín Mingo.
SUERTE TORERO!!!
La foto es de Manon.

12 comentarios:

Francisco dijo...

Acabas de recordarme, cuales son los tres pilares fundamentales para que esto sea lo que queremos que sea: TOROS como los de Moreno Silva, TOREROS como Valentín Mingo y AFICIONADOS como Ivan Colomer, que sepan verlo.

Saludos.

Anónimo dijo...

Para mí, sin duda, fue un triunfo en toda regla a pesar de que fuera devuelto el primer novillo al escuchar los tres avisos. Lo que hizo Mingo fue toda una gesta, lidiar cinco novillos en una tarde difícil, muy difícil, una tarde llena de emoción. Lo mejor que se ha visto por Madrid en años.
Lo que la empresa hizo con este chaval no tiene nombre, este chico se mereció por derecho entrar en la feria isidril y, no sólo no se lo concedieron, sino que le condenaron al ostracismo y no le dieron ni una sola oportunidad en la larga temporada venteña.
Puede que a muchos este nombre no les suene ni les diga nada, sin embargo este chico cuenta con el respeto de la afición de Madrid, no de la que sólo va en ferias, sino de aquella que está en la plaza Domingo tras Domingo, haga frío o calor.
El recuerdo de aquella tarde es y será imborrable, me recuerdo más excitado que de costumbre, dos semanas siguientes sin que hubiera toros por culpa del tenis y la vena taurina aún corría por mis venas con más fuerza que nunca. Estaba deseando ver algo así pero no pudo ser, son tardes especiales que sólo se ven una vez cada X años y yo tuve la fortuna de estar presente.
Dicen los taurinos que los toristas queremos que cojan a los toreros y que no apreciamos el buen toreo. Yo les digo que no es así, que son ellos los que no saben apreciar cualquier toro que no se acomode a lo que el torero espera de él. También les digo que nuestras “figuras” no se llaman Enrique, José, José Antonio, Julián, Sebastián o Miguel Angel. Admiramos a otros, de nombre José Pedro, Rafael, Diego o a novilleros como Valentín y no nos importa que haya mayor o menos lucidez en la faena, valoramos en su justa medida lo que se hace y, sobre todo, delante de quién se hace.
El otro día hablábamos de que están siendo relegadas al exilio todas estas ganaderías “románticas” y yo digo que los aficionados también tenemos nuestra parte de culpa porque me da mucha pena cuando, fuera de feria, viene ganado de interés y veo que sólo hay un cuarto de plaza. Lógicamente el empresario mira por sus intereses y si ve que con ganado de ese calibre la gente no acude en masa a la plaza, el próximo paso será no contratarles. Me desilusionó ver que este año sólo estuviéramos poco más de mil personas en la plaza viendo la de Moreno Silva, después de la pedazo novillada del año anterior.
Espero que este año la empresa dé sitio a este chaval, fue una lástima verle este año en el tendido, en otra buena tarde de Moreno Silva aunque no como la anterior, en vez de estar vestido de luces, supongo que aliviado pero también triste.
J.Carlos

Anónimo dijo...

Francisco y J.Carlos, comparto todo lo que habéis dicho
Además, quiero deciros que me he sentido muy reconfortada mientras os leía
Qué grande es poder ver justicia, aunque "sólo" sea a través de las palabras.
Para mí también fue una tarde emocionantísima, llena de riesgo y valor, de Toros y de Toreo; fue una tarde poética, como muestra esa impresionante fotografía
Y fue poética a pesar de que, para algunos, ese poema tan verdadero e imborrable, les amargase las entrañas hasta convertirlo en maldito; y es que en el toreo, lo maldito es el olvido.
Supongo que lo borraron de sus pequeñas memorias de "bolsillo", porque sólo los dueños de esas memorias pueden olvidar; sólo ellos son capaces de dejar fuera al Auténtico Novillero.
Triste, muy triste.
Yo también espero que no deje ninguna huella en el corazón de Valentín Mingo.

Iván, después de lo que han dicho nuestros compañeros, sólo puedo decirte que esta entrada es una de las más bellas que te he leído; auténtica, llena de ti, de tu compromiso con la verdad y de tu irresistible frescura.

Gracias por todo lo que eso significa…; y por nunca olvidar.

Suerte al Torero!!
Gloria

enelredondel dijo...

El mundo de los toros está lleno de injusticias. No solo la que cuentas de Valentín, sino cientos de casos semejantes. Por eso hay que seguir soñando.
J. Carlos, si te sirve de consuelo, y aunque yo sea torerista, mis "figuras" tampoco se llaman Enrique, José, José Antonio, Julián, Sebastián o Miguel Angel.

Anónimo dijo...

Amparo, ya sé que los tuyos se llaman Vicente o José, ¿cierto?. Todos somos, en cierto modo, toreristas, todos soñamos con que salga ese torero que haga la faena perfecta a ese toro que tenemos en nuestra imaginación. En mi caso, el toro con el que sueño no es el facilón, el noblote, el pastueño o el aborregado, por mucho que humille, haga el avión y arrastre el hocico por el suelo. Sin embargo, sólo está al alcance de unos poquitos privilegiados sacar partido de esos toros encastados y complicados, porque inevitablemente la casta lleva aparejados problemas y complicaciones para el matador.

Creo que la Fiesta es muy amplia y en ella tienen cabida conceptos tan diferentes como los anteriormente expresados, lo que ocurre es que hay una tendencia desmedida hacia la búsqueda del toro al servicio del torero y ello va en detrimento de la condición natural del toro. En una palabra, se está descafeinando al toro, se le está desposeyendo de su instinto natural.

Incluso las mismas figuras son y serán recordados, no por esas faenas hechas al “monotoro” sino por aquellas en las que se enfrentaron a toros complicados y demostraron su técnica y su poder: la de Ponce a Lironcito o la Rincón a Bastonito son sólo dos ejemplos más o menos recientes, sin tener que retrotraernos a la historia de la tauromaquia donde son innumerables las gestas realizadas a toros de encastes “complicados” y que llenaron de gloria la biografía de toreros como Camino, Puerta, R.Ortega y otros muchos.

En aquella novillada, los que tuvimos la fortuna de estar presentes en la plaza, tuvimos la oportunidad de reencontrarnos con la CASTA y, por supuesto, con todo lo conlleva. Desgraciadamente los actuantes eran unos jóvenes con muy poquita experiencia que, a decir verdad, no debieron estar delante de los saltillos. Los que debieron ponerse delante son los que tenían mayor experiencia, pero curiosamente coincide que esos son los que eligen lo que torean, incluso de novilleros. Así está el patio. Fíjate que he visto muchísimas tardes cómo los turistas se iban a mitad del festejo, atraidos sólo por la curiosidad de ver un espectáculo nuevo para ellos. Pues bien, aquella tarde no se movió ni el tato, nadie se levantó de sus asientos, nadie conversaba con el vecino, nadie quitaba ojo de lo que pasaba en la plaza porque éramos conscientes que en cualquier momento, en cualquier segundo podía pasar algo, para bien o para mal. Estoy convencido que quien estuvo presente en la plaza no olvidará nunca aquella tarde.

Espero que otra vez que vengas a Madrid vengas atraida por el juego que puede dar el ganado, yo te animaría a ver la de Moreno Silva, Rehuelga o Flor de Jara. Y, sobre todo, no vuelvas a perder la cartera, jeje.

J.Carlos

enelredondel dijo...

Madre mía!!! Este blog no solo es bueno por las entradas de Iván sino por los comentarios de sus seguidores. Lo que aprende una. Gracias, J. Carlos.

Si, quiero volver a Madrid algún día. Ah, que la cartera no la perdí, la dejé olvidada en casa, con la movida que monté, eh?

Un beso

Valentín mingo dijo...

Hola buenas noches,soy Valentín mingo,y la verdad que no tengo palabras para agradecerlos lo que habeis puesto de mi,os voy a contestar aliga de la foto,la e visto y la la tengo,esa como mas y vídeos,lo malo que soy una persona humilde,sin apoderado, sin peñas,y sin apollos,y asi me pasa,como el dicho que dice,dime lo que tienes y te dire lo que vales,y antes no era asi, yo lo e y lo estoy pasando mal,lo que me viene arriba es leer lo que decis de mi,muchas gracias y que sepáis que Valentín mingo seguirá estando ahy por todos los que confiais en mi,muchas gracias, mi correo es Valentinhmingo@gmail.com in furte abrazo y que sepáis que gracias a vosotros sigo adelante

Valentín mingo dijo...

Iván,soy Valentín mingo, me gustaría mucho poder ponerme en contacto contigo,y a todas las personas que esa tarde estuvieron o olleron lo que paso, mi correo editar valentinhmingo@gmail.com muchas gracias por vuestro apollo,espero poder hablar y contaros mas cosas, un fuerte abrazo,Valentín mingo

Anónimo dijo...

Gracias ti, TORERO, que lo entregaste todo cuando saliste al ruedo.
Deseo de corazón que tengas mucha suerte; deseo volverte a ver
Un abrazo
Gloria

Iván dijo...

Valentín, te he mandado un mail a tu dirección.
Perdona por tardar tanto en contestar, pero si no llega a ser por Gloria, ni me entero.
Esto de hacer tantas entradas.
Oye que ha sido, desde que tengo el blog, de lo mejor que me ha pasado.
Contar con las palabras del protagonista de la foto es algo grandioso para mi.
Espero que leas mi mail Valentín y sobre todo que cuentes con nuestro apoyo.
Un abrazo TORERO!

Valentín mingo dijo...

Buenas noches Iván,si me a llegado tu correo,yo tambien te e contestado ala direccion que me llego el correo,kiero otra vez daros las gracias a todos,por que para mi,leer los comentarios es una dosis de moral,despues del 2008 que paso eso y que lo recordéis,yo lo recuerdo todos los dias,por que me kede con la cabeza del toro de la oreja,la tempoada pasada fue muy dura al ver que se terminaba la temporada en Madrid y ver que mi lucha y hablar en los despachos para pedir una tarde,no san Isidro ni otoño,so no una tarde y nada,es duro,y para ser sinceros,en el 8 naciones despues de matar 3 de couto de formilos,y ser el mas destacado,y dejarlo desierto eso fue la puntilla,pero como os dije,a todos los que creéis en mi, y con la raza q tengo esteré ahy por vosotros asta que el corazón aguante,y ojala dios kiera sea este mi año,un fuerte abrazo a todos y enorabuena por el blog Iván, valentin mingo.

valentin mingo dijo...

J.Carlos,kiero darte las gracias por que e leído tambien comentarios tuyos hacia a mi,y muchas gracias por todo,y a gloria,y a toda la gente que os acordáis de mi,para mi es muy bonito saber que esas cosas no se olvidan y kedan en la retina de los grandes aficionados y apasionados al toro como yo,mi correo lo tenéis a vuestra disposición ccomo os dije para lo que kerais o necesitéis,un abrazo a todos.y viva la fiesta taurina,y mi apollo a Cataluña y sobre todo a ahiti,valentin mingo