miércoles, 20 de enero de 2010

Más de lo mismo.


Valencia y Castellón empiezan a despertar.
Después de un tiempo ¨dormidas¨en lo que a lo taurino se refiere, estas dos ciudades se desperezan y dentro de muy poquito oleremos a pólvora, vino, fiesta y toros.
Un año más se solapan las dos Ferias.
Siempre las he esperado con mucha ilusión, pero cada año que pasa esa ilusión se va desvaneciendo.
Tenía mucha fé en que por lo menos, la de Falas pusiese el listón más alto por aquello del cambio de empresa.
Por lo que va saliendo a la luz, nada de ello es así.
Si, ya lo sé, Valencia está marcada por el signo torerista, pero más de lo mismo ya cansa.
Me cansa que los carteles están pateticamente rematados.
Fuenteymbro, Alcurrucén, el Capea y la segunda de Jandilla son para mear y no echar gota, aparte de ser de lo más repetitivo que te puedas imaginar.
Las ganaderías son las de siempre exceptuando la de Adolfo.
Y una vez más me pregunto ¿dónde cojones están los puestos merecidos de Sergio Aguilar, David Mora, Morenito de Aranda, Leandro, Iván Fandiño, Uceda Leal, Urdiales...?
Me cansa esto y cada día más.
La de Castellón se sabe bien poquito, pero supongo que será más de lo mismo.
Y como ven ya no hablo de toros, sino de toreros que se merecen estar y siguen esperando.
¿Y saben que es lo que más me jode de todo?
Que encima luego por no estar en casita vayas a alguna corrida de estas por estar ¨enganchao¨sabiendo que vas a gastarte el dinero para nada.
Bueno, muy cabreado,me despido hasta otra entrada:
¿Dónde quedan mis ilusiones?
En uno de esos montones de cosas.

5 comentarios:

enelredondel dijo...

Pues si, Iván. Cuando se va acercando la primavera, comienza la ilusión porque empiezan los toros. Comienzas a soñar en aquellas tardes de recuerdo. Comienzas a hacer cábalas para ver qué día será mejor.

Sinceramente, por lo que he leido sobre Fallas, poco me gusta. Y aunque soy torerista, no me dicen nada los "figuras" anunciados. Bueno, no seré tan negativa, alguno si me atrae.

De Castellón, poco se, solo la presencia de José Tomás y los Victorinos.

La lástima es que llegará el día 21, todo habrá terminado y lo que recordaré serán las tertulias, los saludos y algún muletazo de ensueño. Bueno, la lástima, no. Porque a veces, eso vale mas que una buena faena...

Anónimo dijo...

Desgraciadamente este es el futuro de la Fiesta, esto es lo que nos espera en un futuro no tan lejano. Lo malo es que, con este tipo de planteamientos, están echando a muchos buenos aficionados de las plazas. A todo esto se añade que no hay relevo generacional y que, desgraciadamente, muchos aficionados se están haciendo mayores y por motivos de salud o defunciones ya no pueden asistir a la plaza.
Disfrutemos mientras podamos de lo poquito que nos queda.

J.Carlos

Anónimo dijo...

que cansinos sois con el toro.
si no hubiesen toreros no habria toros.Ellos son los reyes y las figuras los mejores y hoy tenemos unas cuantas que les dan mil vueltas a esos que como vosotros sois unos amragaos.cansinosssssssss

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo con Iván y J.Carlos
Hace tiempo que pienso que quieren echar a los buenos aficionados de las plazas; sólo eso les deja actuar a sus anchas y ofrecer la mediocridad de espectáculo que les “echan” al público.
Sí, disfrutemos de lo poco que nos queda; no escatimemos ningún placer de los que se nos ofrece, que no es mucho, pero sí muy intenso
Anónimo, es usted un cobarde; y lo siento, eso sí que es para estar amargado
Gloria

enelredondel dijo...

De acuerdo con vosotros, J. Carlos y Gloria.
A seguir disfrutando con la verdad